<h1>Isla Martin Garcia Vuelo isla martin garcia vuelos isla martin garcia</h1> <h2>vuelos en avion privado</h2>

isla martin garcia
 

Vuelos Isla Martin Garcia

Descripción del Paseo

La isla Martín García es única. Perdida en el tiempo es el primer territorio de Argentina que tuvo un nombre a manos de un español (Juan Díaz de Solís en 1516).

En un entorno mágico donde el tiempo parece no transcurrir, tenés la oportunidad de viajar 300 años al pasado en 40 minutos de vuelo

Lo enfocamos como uno de nuestros paseos de media jornada. Llegamos a la isla Marín García en vuelo de ida de 40 minutos sobrevolando el conurbano (ver fotos), Nordelta (ver fotos), el delta bajo del río Paraná y río de la plata (ver fotos) y llegamos a la isla (ver fotos). El recorrido aéreo puede variar según la disposición del tráfico aéreo de la región del día de tu vuelo.
Esta isla tiene un aeródromo donde aterrizamos.
En la isla hacemos una caminata opcional de casi 2 kilómetros (ver fotos), que dura aproximadamente una hora, mostrándote los principales puntos históricos de la isla. Además se pueden comprar excelentes pan dulces artesanales.

 

Ficha técnica:

Duración total de la Actividad: aproximadamente 3 horas (media jornada)
Duración del vuelo:
2 etapas (ida y vuelta) de aproximadamente 40 minutos cada una
Aterrizaje en destino:
Tiempo de permanencia en destino: 60 minutos aproximadamente
Puntos Históricos de Interés:

  • El viejo Faro
  • El antiguo hospital
  • La casa donde estuvo preso en Gral. Perón
  • Ruinas de la vieja cárcel
  • La capilla
  • La panadería del siglo pasado
  • La intendencia donde estuvo preso el presidente Hipólito Yrigoyen y Marcelo T de Alvear 
  • El cine teatro con su típica fachada
  • La casa donde estuvo preso el presidente Frondizi
  • La casa donde solía escribir el poeta nicaragüense Rubén Darío
  • Las ruinas del club de oficiales
  • El camping (antiguo balcón de frontera)

Este paseo puede hacerse tanto en avión como en helicóptero

Aterrizaje en Isla Martin Gracía

 

 


Fotos y Videos:


Mapa del itinerario:

vuelo a isla martin garcia


También puede interesarte:

Vuelo a Lobos

Vuelo a Zarate

Vuelo a La Plata


Sobre la Isla Martín García:

País Argentina
Río Río Uruguay y Río de la Plata
Coordenadas 34° 09' 29  S 58° 15' 10 O
Superficie 1,84 km2
Población Menos de 200 habitantes (2001)
Densidad Menos de 108,7 hab./km²

La Isla Martin Garcia es un exclave de la Argentina situado en aguas uruguayas del Río de la Plata. Pertenece al partido de La Plata, en la Provincia de Buenos Aires, bajo control directo de la Dirección de Islas del Ministerio de Gobierno, encargado de la conducción administrativa de la isla, y del Ministerio de Asuntos Agrarios, a cargo de la preservación de la flora y la fauna. Constituye una reserva natural de uso múltiple.

Se encuentra prácticamente en la estratégica confluencia del río Uruguay con el Río de la Plata hacia las coordenadas geográficas: 34° 09' 29 S 58° 15' 10 O. A pocos cientos de metros al norte de la isla se encontraba el islote Timoteo Domínguez, anteriormente llamado Punta Bauzá por la Argentina, que disputó su posesión. El cual debido a la sedimentación aluvional se unió a la isla Martin Garcia. Desde el acuerdo del 18 de junio de 1988 entre ambos gobiernos, se ha establecido una frontera seca en la ahora isla Martin Garcia - Timoteo Domínguez. Frente a la isla se encuentra la pequeña localidad oriental de Martín Chico, de la cual dista unos 8 km.

Historia de la Isla Martin Garcia

La Isla Martin Garcia fue descubierta por la expedición de Juan Díaz de Solís en 1516 y debe de hecho su nombre al despensero de la expedición, Martin Garcia, que murió a bordo y cuyo cadáver fue dejado en la isla. A partir de ese momento la isla fue disputada permanentemente por España y Portugal debido a su estratégica posición en medio del cauce principal del río y como puerta de entrada a sus principales tributarios, los ríos Paraná y Uruguay.

Desde 1765 funcionó como cárcel y lugar de reclusión. Al crearse el Virreinato del Río de la Plata el primer virrey, Pedro de Cevallos, la fortificó y convirtió en guarnición militar. En 1814 el almirante Guillermo Brown, al mando de una flota, desembarcó en la isla y derrotó a los realistas, quedando Martin Garcia en manos de las de las Provincias Unidas del Río de la Plata.

Fue escenario de otros combates durante el proceso de la independencia argentina y la Guerra Argentino-brasileña, también llamada Guerra del Brasil por fuentes argentinas y Guerra da Cisplatina por la historiografía brasileña. En 1838, durante el gobierno de Juan Manuel de Rosas en la provincia de Buenos Aires, Martin Garcia también fue atacada por fuerzas anglo francesas y, posteriormente, ocupada por fuerzas uruguayas. En 1843 fue recuperada por tropas argentinas, pero en 1845 Giuseppe Garibaldi la reconquistó para Uruguay. En 1852 fue devuelta a la Argentina.

A fines de siglo XIX Domingo Faustino Sarmiento propuso fundar en la isla la ciudad de Argirópolis como capital de un estado que reuniría a —por lo menos— la Argentina con Uruguay. Tras la llamada Conquista del Desierto —iniciada formalmente en 1879— muchos de los jefes indígenas capturados fueron confinados allí. Desde 1886 fue jurisdicción de la armada.

Ya en 1900 existía en la isla un presidio y un lazareto además de importantes baterías de artillería; también en esa época la isla era una de las canteras proveedoras de piedra para el adoquinado de la ciudad de Buenos Aires. Durante la primera parte del siglo XX la isla se hizo famosa por ser el lugar de confinamiento de presidentes ó importantes políticos derrocados, como Hipólito Irigoyen (1930), Juan Domingo Perón (1947) y Arturo Frondizi (1962). En 1936 se instalaron las fuerzas de defensa de la Zona del Plata y mas tarde la Sub área Naval del Plata, y en 1950 se creó el Centro Provisorio de Reclutamiento.

Debido a su polémica histórica, la calidad de exclave argentino rodeado por aguas uruguayas que actualmente posee la isla Martin Garcia surge recién tras la firma del Tratado del Río de la Plata entre la República Oriental del Uruguay y la República Argentina a mediados de 1973; en efecto, por estos tratados la isla está rodeada por aguas de jurisdicción uruguaya, aunque la distancia respecto al resto del territorio argentino es inferior a los dos kilómetros.

A cambio del reconocimiento de la soberanía argentina sobre la isla en cuestión, Argentina debió hacer concesiones territoriales en el Río de la Plata y debió ceder la isla Juncal a Uruguay. La solución adoptada, si bien no conformó a ninguna de las partes, permitió llegar a una fórmula de mal menor, en el límite de lo aceptable para ambas naciones.

El artículo 45 señala: “la Isla Martin Garcia será destinada exclusivamente a reserva natural para la conservación y preservación de la fauna y flora autóctonas, bajo jurisdicción de la República Argentina”
Por otra parte, se delimita expresamente su extensión, porque teniendo en cuenta el enorme arrastre aluvional existente en la zona, se previó que se produciría la unión de la isla Timoteo Domínguez, de jurisdicción uruguaya, con la Martin Garcia, cosa que hoy es realidad. Uruguay ha evitado que la isla fuera utilizada por argentina, en varias oportunidades, para otros fines que no fuera el de reserva natural gracias al art. 45
En 1985 la armada transfirió a la provincia de Buenos Aires la propiedad de los edificios e instalaciones existentes en la isla.

En la actualidad la isla es un destino turístico en el cual se pueden visitar -entre varias otras cosas- el antiguo "Barrio Chino", los restos de las fortificaciones, del lazareto y del presidio, así como el bosque en el cual habitan ciervos colorados. Aunque con una producción pequeña, es famoso el pan dulce elaborado en Martin Garcia.
 

Geografia de la Isla Martin Garcia

La isla Martin Garcia es un pequeño afloramiento de rocas arcaicas del Macizo de Brasilia ,con una antigüedad de 1800 millones de años. Esta situado en a 3,5 Km. de la costa urugauaya, y a 46 Km. de la Ciudad de Buenos Aires. Tiene una superficie de 184 hectáreas y una altura máxima de 27 msnm. Sus costas están compuestas por playas naturales usualmente de fragmentos de rocas de basamento cristalino o menos comúnmente de arenas.isla martin garcia

Esta rodeado por los sedimentos que transportan los ríos Paraná, Uruguay y de la Plata; a unos 6 Km. al sudoeste de Martin Garcia se encuentra la isla Solís de reciente formación a partir de los aluviones y la sedimentación de los ríos mencionados, se considera que en un tiempo relativamente pequeño —a escalas geológicas— la isla Martin Garcia estará dentro del Delta del Paraná. Su expansión es de 30 a 50 centímetros por año.

Los biomas predominantes son espinal, selva, arenal y bosques de transición entre dichos biomas. Las especies vegetales características son el ceibo, los juncos, cardones, pasionarias y árboles como el higuerón, el lapachillo, el espinillo y el laurel criollo, entre otras. La fauna esta compuesta por reptiles (lagartos), nutrias, ciervos colorados y una gran cantidad de especies de aves como el chimango, el gavilán, el picaflor y el crespín.
 

Clima de la Isla Martin Garcia

La temperatura media anual es de 17ºC. En invierno la media mínima es de 8ºC, y la media máxima en verano es de 29ºC. La precipitación promedio anual es de 1000 mm.
 

Población de la Isla Martin Garcia

Martin Garcia llegó a tener una población aproximada de 4000 habitantes, pero fue disminuyendo con el tiempo. La población estable en el 2001 era de menos de 200 personas (unas 50 familias).


Palabras que se relacionan con esta busqueda: Islas de Argentina | Turismo en Argentina | Historia de Argentina | Historia de Uruguay | Exclaves | vuelos isla martin garcia | vuelos en avion privado

isla martin garcia

vista satelital de isla martin gacia con su aeródromo


Más detalle sobre la historia de la Isla Martin Garcia

En febrero de 1516, Juan Díaz de Solís, llega a la desembocadura del Río de la Plata, en búsqueda de un paso que uniera el Océano Atlántico con el Pacifico. Unos días después, ya en el interior del río, que denominó "Mar Dulce", fallece uno de sus tripulantes, el despensero de su nave, de nombre Martín García.

El tripulante muerto fue, según algunas versiones, enterrado en una isla recién avistada en medio del río, por lo que Solís decide bautizar con su nombre dicha isla. Otras versiones de esta historia aseguran que el cadáver de Martín García fue arrojado al río, como era costumbre por aquellos años en las embarcaciones. Como fuera, el nombre dado por Solís perduró hasta nuestros días con algunas breves interrupciones.

La isla estaba desierta cuando paso Solís por allí, pero se descubrieron vestigios de la presencia indígena, se supone, de las etnias Chaná o Tupi – Guaraní.

Desde el comienzo de la época colonial, Martín García fue disputada entre Españoles y Portugueses. Muchas idas y venidas se sucedieron por aquellos años entre las dos naciones coloniales con Martín García y Colonia del Sacramento, con sucesivas expulsiones mutuas y tratados no cumplidos.

Entre 1731 y 1762 Portugal ocupa la isla, y en ese año el Gobernador Cevallos (Gobernador del Río de la Plata) la recupera para España y un año más tarde, debido al tratado de Paris debe devolver a Colonia y Martín García, cosa que hace con la primera, pero no con la segunda.

En 1766, en el gobierno de Francisco de Paula Bucarelli, la isla se convierte en unidad militar y presidio, dependiendo del Real de San Carlos. Los primeros presidiarios en llegar fueron siete desertores del batallón "Buenos Aires".

En abril de 1771 el comandante de la isla, Manuel de la Quintana, informa a Buenos Aires el descubrimiento de granito, aunque se tardó, como es natural en estos lados, veinte años en abrir la primera cantera. Durante casi un siglo fue explotada esta veta para el pavimento de Buenos Aires, con mano de obra casi esclava, que eran los presidiarios del penal.

Mientras tanto, en 1777 se firma el tratado de San Idelfonso por el cual Martín García es parte del dominio Español.

Luego de la revolución de Mayo de 1810, la isla permaneció un tiempo más en poder de los realistas. El 6 de junio de 1813, el teniente de "Dragones de la Patria", José Caparrós, desembarcó en la isla con 16 hombres y tomó por asalto la guarnición realista, liberó a siete prisioneros, y, llevándose pertrechos y armas, se retiró dejando otra vez la isla en poder de los realistas que habían huido al monte.

Ese mismo año, Francisco Romarate, jefe de la escuadra realista de Montevideo, refuerza la dotación de la isla con 4 barcos y más de 700 soldados. Además instala un pequeño lazareto e introduce ganado vacuno para abastecer a Montevideo, que en esa época estaba sitiada por tierra.

En marzo de 1814, el Teniente Coronel Guillermo Brown, zarpa, al mando de una flota de 7 naves, con destino a Martín García, para enfrentarse a Romarate, que se encontraba al frente de la flota española en el canal occidental de Martín García.

Entre el 11 y el 15 de marzo de 1814 se produce una batalla naval, conocida como la batalla de Martín García, entre las fuerzas de las Provincias Unidas del Río de la Plata, y las realistas que defendían la plaza.

El 11 de Marzo comienza el combate. La flota patriota estaba integrada por las naves, Hércules (nave capitana), Zephir, Nancy, Juliet, Fortuna, San Luis y Carmen, por su parte, Romarate recibe el refuerzo de 7 buques provenientes de Montevideo. En el ataque mueren en sus puestos los comandantes de la Juliet, Capitán Seaver y el de la Hércules, Capitán Elías Smith cuando esta embarcación encalla a tiro de cañón de las baterías de la isla.

La situación de Brown se torna muy comprometida, con más de 100 bajas y 82 balazos en el casco. Finalmente la nave zafa de su varadura y es reparada con planchas de plomo y cueros, por lo que, en el sitio de Montevideo, la llamaron "La Fragata Negra".

El combate dura 4 días, y en la madrugada del 15 de Marzo se produce el desembarco de las fuerzas patriotas. La incursión queda al mando del Teniente Pedro Oroná, con 240 hombres, y antes de la salida del sol, la batería de cañones cae en poder de los marineros de Brown, y el Teniente Jones iza por primera vez en la isla la bandera patria.

Este es el acto más trascendental de la historia de la isla, pues con él, nuestro país adquiere de hecho la soberanía de la isla Martín García.

La batalla de Martín García fue el comienzo de la campaña de los cien días, liderada por Guillermo Brown, que aniquiló el poder naval del Rey de España en el Río de la Plata.

Entre 1815 y 1830 se suceden abandonos, invasiones, y recuperos, por parte de brasileros, portugueses y patriotas. Produciéndose varias batallas y escaramuzas en las cercanías durante la guerra con el Brasil. Brown vuelve a recuperar la isla en 1826, tras el abandono de los brasileros, que acudieron en refuerzo al ataque a Colonia del mismo Brown. Finalmente el tratado Argentina – Brasil reconoce la soberanía argentina sobre la isla.

En 1832 el gobierno de Rosas refuerza la guarnición de la isla con una cañonera y un año más tarde envía 200 soldados ante los rumores de que el gobierno uruguayo de Fructuoso Rivera piensa tomar la isla.

En 1838 se inicia el bloque anglo – francés al puerto de Buenos Aires y el litoral, y para tal fin, el Almirante Francés Leblanc, a cargo del bloqueo, decide tomar la isla. Finalmente, en octubre de ese año, fuerzas francesas, con el refuerzo de tropas de Uruguay toman la isla y despachan a Buenos Aires al comandante, Cnel. Jerónimo Costa, y el resto de la guarnición argentina que sobrevivió a la lucha que se originó en defensa de la isla. Martín garcía pasa ahora a manos francesas y uruguayas.

Lavalle se suma a esta parte de la historia de Martín García, y, aliado a los franceses, prepara en la isla un ejército para luchar contra Rosas, esto ocurre entre julio y setiembre de 1839, y en ese ínterin, cambia el nombre a la isla por "Isla Libertad".

En 1842 la isla es devuelta a la Argentina, pero poco después, en 1845, otra vez los gobiernos de Inglaterra y Francia inician un bloqueo y vuelven a tomar la isla y los uruguayos de Rivera se instalan en ella.

Se suceden los tratados y las evacuaciones parciales, primero los ingleses, luego los franceses, hasta que en 1852, Urquiza reclama Martín García a los orientales, que la entregan pero se "reservan los derechos que pudieran tener", términos que la Confederación no acepta.

Como dato anecdótico de este acto de entrega, quien recibió la isla fue el Coronel Francisco Seguí, y el comandante uruguayo era el teniente coronel Timoteo Domínguez, quien se negó a bajar su insignia patria del mástil y optó por quebrarle el mástil. Homenajeando esa actitud, es que la isla formada al noreste de Martín García, que en su momento se llamara Bauzá, recibió por parte de Uruguay su nombre.

Ese mismo año, el 28 de marzo, Urquiza declara la libre navegación de los ríos Uruguay y Paraná y ratifica la soberanía argentina sobre la isla.

Terminado el período de guerras internacionales, en que fue protagonista Martín García, no tuvo mucho descanso, y paso a protagonizar una disputa por ella entre la Confederación y la provincia de Buenos Aires.

Para ese entonces, Domingo Faustino Sarmiento, había planteado en un libro su idea de la unión de las "Provincias Unidas del Río de la Plata" o los "Estados Unidos del Río de la Plata", esto es, la unión de Argentina, Paraguay y Uruguay, e imaginaba a Martín García, como la capital de ese estado. "Argirópolis" fue el nombre elegido para esa metrópolis imaginaria que nunca llegó a concretarse. Cuando Sarmiento recaló en la isla de regreso de Entre Ríos, en 1851, se dice que escribió en una piedra – 1850 Argirópolis 1851 – Sarmiento.

En setiembre de 1853 la Provincia de Bs. As. envía naves al apostadero de Martín García y el 18 de ese mes las fuerzas navales de Urquiza, al mando del Comandante norteamericano John Coe, atacan y vencen a la flota porteña, que debe retirarse al puerto de Buenos Aires. Pero Coe traicionó a Urquiza y vendió la flota entera a Buenos Aires por cinco mil onzas de oro. Entregó las naves en Montevideo y con ellas el General Paz, Ministro de Guerra de Bs. As. Ordena la ocupación de la isla que vuelve a manos de la Provincia de Buenos Aires.

En marzo de 1854 la provincia de Buenos Aires aprueba su constitución incluyendo a la isla dentro de su territorio y propiedad.

En 1859 se reaviva la lucha entre la Confederación y Buenos Aires y se produce otra batalla, entre naves de la Confederación, al mando del Almirante Cordero, y la guarnición de la isla. La flota de Cordero fuerza el paso y sigue rumbo a Rosario por el Paraná Guazú.
A partir de 1861 ya finalizada la guerra entre Buenos Aires y la Confederación, se reactivó la extracción de piedras, que no se había interrumpido en esos años; se fortifica la isla con la construcción de cinco baterías de cañones, cinco polvorines, un edificio para cuartel y uno para presidio. Este hecho genera la protesta de Paraguay, que carecía salida al mar y veía en esto una actitud hostil.

En 1868 se destina un lugar en el sector sur para el Lazareto, y en 1870 se instaló la "subdelegación de Marina", que más tarde paso a llamarse "Subprefectura".

Ese mismo año de 1870 se produce una sublevación y fuga masiva de presos con gran cantidad de heridos. Los amotinados lograron fugarse hacia la costa oriental, con embarcaciones que capturaron en el Puerto Viejo. De los 31 sublevados, 27 lograron fugar, pero fueron recapturados todos a los pocos días.

En el año 1873, la Provincia de Buenos Aires aprueba una nueva Constitución, en la que fue sacado el texto donde afirmaba la pertenencia de Martín García a dicha provincia, aunque a pesar de ello la isla sigue en manos de Buenos Aires. Ese mismo año, en noviembre, los buques de ultramar "Anita", "Emilia" y "Villeta", son detenidos frente a la isla en cuarentena, convirtiéndose de hecho en lazareto.

El telégrafo llegó a la isla en 1875 luego del tendido de un cable subacuatico. Hasta 1882, que fue habilitado para uso público, solo se utilizó con fines militares. Una Escuela y el Correo se abrieron también por aquellos años. Aquel año, también se inició la construcción de una "ciudadela" fortificada, pero pronto, ante la escasez de recursos, la obra quedo definitivamente clausurada.

Para 1878 llegan los primeros prisioneros indígenas capturados en el sur, en la llamada "conquista del desierto". Cientos de indios fueron hacinados en carpas y galpones levantados en la península de "Punta Cañon". Trasladados como ganado, maltratados, desterrados de su tierra, los más fuertes eran destinados a trabajos duros y el resto "a deposito", termino que significaba que no estaban destinados ni al presidio, ni para servicio, ni para trabajos forzados, sencillamente "a deposito".

En 1879 una epidemia de viruela mato a más de 400 indios diezmando la población ya que quedaron solo algo más de 150 de ellos.

Entre los caciques llevados a la isla, se destacan Vicente Pincén, Epumer Rosas, Juan José Catriel.

En 1883 se inaugura un faro de madera de 8 metros de altura con 8 lámparas y 16 mechas. Un año más tarde se refuerza el Lazareto y se instala un campamento sanitario con 400 carpas y que se amplían con galpones debido a la epidemia de cólera y fiebre amarilla. Durante abril de ese año, 1884, un temporal y sudestada derriba el paredón del cementerio que se encontraba al este de la isla, "el cementerio viejo", en la ahora zona intangible, y el agua ingresa y anega las tumbas.

En 1886 se construye por fin el lazareto y crematorio que había sido solicitado en la época de Sarmiento. La isla pasa a jurisdicción de la Marina a través del Ministerio de Guerra y Marina.

Entre la inauguración del lazareto y el fin de las "cuarentenas", pasaron por la isla casi 1900 pasajeros de primera y más de 32.000 de tercera, registrándose 181 muertos que fueron cremados allí.

Rubén Darío, el poeta nicaragüense, fue uno de los tantos "visitantes ilustres" de la isla. En 1895 realizó una corta visita de unos días a Martín García, donde escribió una serie de tres notas para el diario "La Nación" de Bs. As. llamadas "Cartas del Lazareto". Rubén Darío se alojó primero en uno de los pabellones del Lazareto, y luego se mudó a la casa que, en la actualidad, se lo recuerda. En la noche del 23 de mayo de 1895 Darío escribió en la isla, su famoso poema que llamó "la Marcha Triunfal".

Por esos años, casi a finales de siglo, se inaugura el registro civil (1892); se crea el cargo de Juez de Paz (1895); se derogan, por orden del Presidente Roca, todas las concesiones de extracción de piedras (1895); la cárcel se convierte en presidio militar; se abre la escuela de grumetes (1896).

En 1899 se inaugura el nuevo cementerio (el actual en uso), luego de que unos años antes otra sudestada volviera a inundar las tumbas del cementerio viejo.

Los primeros años del siglo XX transcurrieron con tranquilidad en la isla, en 1907 se clausuran las últimas canteras y deja de extraerse el granito. En 1910 Argentina y Uruguay firman un acuerdo por el que se congela el diferendo sobre los límites del río

Para 1910 la población civil de la isla era de 450 personas, en el presidio solo quedan 14 confinados y 17 presidiarios. El teatro "Salón Urquiza" es inaugurado ese año. En el se realizan bailes y reuniones sociales.

En setiembre de 1914 son internados 232 tripulantes del crucero auxiliar alemán, "Cap Trafalgar". La nave había sida hundida por un crucero inglés en el Atlántico. La tripulación sobreviviente de este ataque es llevada a Buenos Aires y derivada en su mayoría a Martín García, donde fueron alojados en lo que quedaba del viejo lazareto. En el cementerio de la isla se encuentra una tumba donde esta enterrado uno de esos tripulantes, Kart Krogh, quien se ahogara en el río. Finalizada la 1ª guerra mundial, los tripulantes fueron llevados a Bs. As. Para ser remitidos a su país de origen. Dos de ellos permanecieron en la isla.

Al término de la guerra la isla comienza a ser usada como prisión para presos políticos. Anarquistas, socialistas, comunistas, y demás, terminaron siendo remitidos a la prisión de a isla, pero con el agregado de numerosos delincuentes comunes.

La armada, inaugura en 1917, la "Escuela Preparatoria de Personal Subalterno", que llega a contar para los años 29 con 150 alumnos.

En 1927 se clausura el faro, que había sido reformado unos años antes y se lo reemplaza por un semáforo.

En 1930 llegó el primero de los presidentes detenidos en Martín García, Hipólito Yrigoyen. Permaneció allí hasta febrero de 1932, pero poco tiempo después fue detenido nuevamente a causa de la sublevación del coronel Cattaneo y remitido de vuelta a la isla, esta vez acompañado de Marcelo Torcuato de Alvear. Yrigoyen estuvo poco tiempo en este segundo cautiverio, debido a que su salud estaba deteriorada y fue llevado a Buenos Aires poco antes de su muerte.

A finales diciembre de 1933 casi cien dirigentes radicales fueron detenidos en Santa Fe y acusados de conspiración contra el gobierno, fueron enviados a Martín García. Para el 1º de enero de 1934, había 108 radicales presos que llegaron en dos tandas. Entre ellos el ex presidente Alvear, (en su segunda "visita"), el ex vice presidente, Elpidio González y el ex presidente del Senado, Mario Guido.

La prisión de los dirigentes radicales dura algunos meses, y luego del retorno a Bs. As., todo vuelve a tranquilizarse en la isla por algún tiempo.

En 1939 la Armada se hace cargo de la administración de toda la isla. Hasta ahora eso era compartido con otras áreas de gobierno, la escuela, el correo, el lazareto (cuando funcionaba), estaban en manos civiles, pero ahora la marina pasa a controlar toda la isla y se inicia el desalojo de toda la población civil, originaria, de alguna manera, de la isla.

Esta medida de la armada fue parcialmente demorada debido a un hecho inesperado y similar al que aconteció con los tripulantes del Cap. Trafalgar. Esta vez fue otro barco alemán el protagonista, el "Graf Spee".

Estamos en plena guerra mundial, diciembre de 1939, y el Graf Spee perseguido por una flota aliada llega averiado al Río de la Plata y su capitán, luego de trasladar a la tripulación a otro barco, hace estallar al acorazado frente a las costas de Montevideo. 203 marinos, de los 1055 que componían la tripulación fueron trasladados a la isla.

Hubo múltiples intentos de fugas y fugas exitosas. El 31 de agosto de 1940 desaparecieron 15 oficiales sin dejar rastros. Nunca más se supo de ellos, se supone que huyeron con apoyo externo de alguna embarcación espía.

En 1944 quedaban 144 marinos "internados" y los últimos 21, fueron enviados a Buenos Aires en febrero del 46.

Por esos años, la armada hace efectivo el desalojo de los habitantes civiles que no tuvieran que ver con la operatoria militar. Para ese entonces ya había cuatro generaciones de isleños nacidos allí. Las casas civiles fueron demolidas y la quintas abandonadas a la naturaleza. La isla seguía, en los papeles, perteneciendo a la Provincia de Buenos Aires, ya que nunca fue cedida a la Nación, sin embargo, todas las acciones que en ella se desarrollaban, provenían de la Armada, por ende, la Nación.

En octubre de 1945, Juan Domingo Perón, que todavía no era presidente, estuvo recluido en la isla. Fueron solo 4 días, entre el 13 y el 17 de octubre de 1945.

Entre Perón y Frondizi, (1945 a 1962), se suceden hechos estrictamente militares. La guarnición de la isla pasa a depender de la Base de Río Santiago, en 1948 la Escuela Preparatoria se convierte en Centro de Reclutamiento y Formación, que luego se llamó Escuela de Marinería. Se creó el "Cuerpo de Grumetes" (que no es la misma que la "Escuela de Grumetes" de 1896, que duro muy pocos años), La pista de aterrizaje de tierra, pasó de 450 metros a 850, y luego se inicia la construcción de la pista pavimentada de 1200 metros, (1956). Se cierra el penal militar (1957). Se unifica la Escuela de Marinería con la Base Naval Martín García.

Durante la "ocupación" de la marina, la isla estaba superpoblada, llegó a tener más de 4000 habitantes, con el consiguiente desgaste ecológico que eso supone, desmontes, destrucción de la flora y fauna, basura, cloacas!! y demás. La construcción de la pista de 1200 metros se "llevo" el 25% del monte natural. Y lo que es peor, estaba proyectada una extensión hasta los 1800 metros hacia la cabecera norte. En efecto, se comenzó la construcción del relleno sobre el río con piedras para la base, unos doscientos metros, pero debido a las dificultades técnicas se abandonó el proyecto. Esto fue lo que produjo la unión de Martín García con Timoteo Domínguez, al acumularse el sedimento que trae el río y que la escollera en construcción impide el paso.

Y llegó Frondizi. El 29 de marzo de 1962 es llevado a la isla en un avión de la Fuerza Aérea y alojado en la casa del 2º jefe de la isla, la que ahora es sede de la Comisión del Tratado del Río de la Plata. Frondizi permanece en la isla hasta febrero de 1963.

En 1964 se firma con Uruguay el protocolo que crea la Comisión mixta para revelar el río.

En 1967 se denomina Isla Bauzá (hoy Timoteo Domínguez) al islote en formación cerca del ex Puerto Viejo.

En 1968 se inicia el retiro de la Armada, la Nación declara a la isla sitio histórico, y un año más tarde la devuelve a La Provincia de Bs. As. La marina permanece con un Destacamento Naval reducido, aunque seguía conservando la estación Aeronaval, una planta de aeronafta, el semáforo y varias casas.

Sin embargo la Armada no se resigna al abandono de la isla, y propone instalar en ella, "El panteón de los héroes navales"

En 1973 se firma entre Argentina y Uruguay el "Tratado del Río de la Plata y su Frente Marítimo" que pone fin a los diferendos limítrofes entre los dos países en el Río de la Plata. En su artículo 45 se establece que "La Isla Martín García será destinada exclusivamente a Reserva Natural para la conservación y preservación de la fauna y flora autóctona, bajo jurisdicción de la República Argentina". (Ver artículos referentes a la isla)

En 1977 la isla volvió a manos de la Armada, hasta 1985, cuando paso a ser administrada por el Ministerio de Gobierno y Justicia Bonaerense, Dirección de Islas, que es el organismo encargado de su administración y desarrollo. Las tareas de protección y manejo del patrimonio natural son de responsabilidad de la Dirección de Desarrollo Forestal y Recursos Naturales del Ministerio de la Producción.

Desde 1988 funciona el "Consejo de la Comunidad", institución conformada por la población estable de la isla que propone, asesora y participa en la creación y administración de servicios para el poblador y el visitante

 


 
vuelos isla martin garcia - vuelos en avion privado - isla martin garcia

 

 

 

 

Principal
Arriba
Vuelos a Chascomus Video del vuelo a Chascomus
Isla Martin Garcia vuelos a la Isla Martin Garcia Vuelos en Avion Privado
Vuelos de paseo en avioneta vuelos en avioneta